La cogí. Era dorada e imperfecta.  Sobre ella caía un chorro de chocolate que culminaba con un corazón de chocolate negro en la punta. La olí. Dudé por un momento si era casera o, sin embargo, la habían comprado en algún supermercado.

Miré el papel que la cubría. Lleno de imperfecciones. “¿Por qué?” Me pregunté. ¿La habrían horneado demasiado?  o ¿se habría aplastado junto con otras en un paquete?. Lo intenté adivinar. Leer el resto de esta entrada »

Que me sirva para pararme a pensar, para valorar. Que me sirva para sonreír y para fijarme más. Que me sirva, sólo a mí. O que te sirva a ti, quien sabe, para hacerte parar a pensar en los porqués. Por qué te levantas o por qué les saludas, por qué te sientes bien o tal vez mal. Leer el resto de esta entrada »

Salí. Sin saber muy bien dónde quedarme, dónde parar. Mismo lugar, pero distintas sensaciones. Nervios y expectativas por lo que vendrá.

Enfrente, aquel quiosco que había visto abrir unos meses antes. Quiosco con olor a nuevo. Todavía no se había impregnado de ese olor a chicle y papel con el que otros perfuman las calles más transitadas de la ciudad. Quiosco siempre vacío, quizás aún desconocido.

Leer el resto de esta entrada »

Abrí aquella lista de canciones que recopilo desde 2008. Play. Leer el resto de esta entrada »

Hoy me gustaría hacer una reflexión sobre la educación en este tiempo de crisis económica de la que todos estamos al tanto día a día y donde los recortes en todos los ámbitos son “el pan de cada día”. Leer el resto de esta entrada »

Empecé a ser yo misma cuando dejé de intentar demostrar aquello que no era. Dejé de preocuparme por mi pelo ahuecado y dejé de avergonzarme para pasar a enorgullecerme de todo lo que hago. Leer el resto de esta entrada »

Se despidieron con un “hasta luego” prometiéndose o, quizás, sólo comentando que en unos meses se volverían a ver. Leer el resto de esta entrada »

Gracias mundo, gracias por hacerme conocer gente estupenda, por permitirme vivir, por mojarme cuando llueve para amar cuando hace sol. Leer el resto de esta entrada »

Negro. A lo lejos oía el ruido de los coches, de las bocinas, de los pasos de la gente. Negro. Olor, olor a peces dando sus últimos coletazos. Negro, dolor en las manos, piedras se clavaban sobre sus palmas. Negro, calor, calor sobre su tez que esta vez no se arrugaba por los rayos de sol. Leer el resto de esta entrada »

Cuando te quedas dormido en el sofá y te despiertas tapado por una manta.

Calendario

diciembre 2016
L M X J V S D
« Oct    
 1234
567891011
12131415161718
19202122232425
262728293031  

Entradas más vistas

Escribe tu dirección de correo electrónico para suscribirte a este blog, y recibir notificaciones de nuevos mensajes por correo.

Únete a otros 5 seguidores